JOSÉ ROSAS MORENO
[1838-1883]
Fabulista

Nació el 14 de agosto de 1838 en Lagos, Jalisco, siendo sus padres don Ignacio Rosas y doña Claya Moreno, emparentada ésta con el famoso insurgente Pedro Moreno. Hizo sus primeros estudios en León, Guanajuato, pasando a continuarlos a la capital de la República, para regresar luego a León, en donde pasó casi todos los años de su vida. Desde muy joven se afilió al Partido Liberal, ocupando algunos puestos públicos, como el de regidor del ayuntamiento de León, diputado a la Legislatura de Guanajuato, y después al Congreso de la Unión, durante varios periodos.

Dedicado al periodismo, colaboró infatigablemente en la prensa de su época; pero donde alcanzó perdurable fama, fue como escritor de fábulas y apólogos para los niños, de los cuales dejó varios libros. Sus fábulas adquirieron pronto gran popularidad y durante lustros sirvieron en las escuelas para la enseñanza. También publicó numerosos poemas y piezas de teatro, entre las que destaca su drama Sor Juana Inés de la Cruz. Su composición poética titulada El zenzontle, es muy conocida y admirada.

Sus fábulas son hermosas, originales e interesantes, semejantes a las de Iriarte, Fedro, Esopo y los mejores fabulistas del mundo. La nación le recordó con un homenaje, como educador, en el año de 1891, poco después de su muerte, que ocurrió el 13 de julio de 1883, en la ciudad de León, Guanajuato. En tal homenaje se dijo que Rosas Moreno era, por su modestia y perfume espiritual, el más valioso "Ramo de violetas". De él se dijo entonces: Entre los autores mexicanos, ninguno como Rosas Moreno ha puesto su talento y los mejores sentimientos de su corazón, al servicio de la sociedad mexicana". Una calle de la ciudad de México lleva su nombre.