ANTONIO GARCÍA CUBAS
[1832-1912]
Geógrafo y escritor

Nació el 24 de julio de 1832, en la ciudad de México. Perdió a sus progenitores cuando era niño, por lo que quedó sujeto a la tutela de una tía carnal; pero pronto en condiciones de ganarse los medios de vida, pues en 1850 ingresó como empleado a la Dirección General de Industria, mientras cursaba sus estudios. Primero estuvo en el Colegio de San Gregorio y luego en el Colegio de Ingenieros, donde se tituló con honores, especializándose en la geografía. El emperador Maximiliano lo hizo miembro de la Orden de Guadalupe; perteneció a sociedades científicas de México y del extranjero, y fue caballero de la Legión de Honor de Francia.

Desempeñó diversos cargos públicos, principalmente en la Secretaría de Fomento, en donde formó y dirigió numerosas cartas geográficas de la República. Fue profesor de la Escuela de Ingenieros, de la Superior de Comercio y Administración y de otros establecimientos docentes; publicó varias obras de texto para uso (le las escuelas públicas, entre ellas un Curso de Geografía Elemental, Curso de Dibujo Geográfico y Topográfico, Atlas geográfico, estadístico e histórica de la República Mexicana (1857) y una Carta General de México (1863). Su Historia de México, es un verdadero modelo en su género, y fue texto escolar durante mucho tiempo.

Trabajó García Cubas seriamente en la exploración científica del país, ampliando el conocimiento geográfico y geodésico del territorio mexicano, que entonces era rudimentario. Contribuyó al trazo de caminos y dejó varios trabajos estadísticos. Se le conoce más, sin embargo, por su única obra literaria que dejó: El Libro de mis Recuerdos, sabrosísimo relato del México ido e incalculable manantial de reminiscencias. En él habló de monasterios y conventos; tipos y caracteres sociales, sucesos esenciales de la historia, etc. Murió el 9 de febrero de 1912, en la ciudad de México, a las 11 de la mañana de ese día.