Organización social

Régimen social de los indios

 

La esclavitud casi no existió. Había sido prohibida por los Reyes Católicos. Mandaron esclavos negros para sustituir a los indios. El principio de las encomiendas era que los indios (encomendados) se encomendaban a un señor (encomendero) para que los alimentara, vistiera e instruyera debiendo trabajar sin recibir sueldo. A partir de 1545 España suprimió las encomiendas. También se usaba el procedimiento de repartimientos. Se adjudicaban a los patrones algunos trabajadores con contratos por determinado tiempo y con salarios mínimos. Existieron poblados de indios con propiedad comunal de la tierra, gobernados por autoridades elegidas entre ellos. Poseían el privilegio de ejercer cualquier oficio sin ningún requisito. Tenían oportunidades para liberarse económica y socialmente.

 

Protector de los indios

 

Las costumbres de la época eran muy duras y se trataba mal a los indios. Hasta entonces las poblaciones vencidas y las clases inferiores eran tratadas sin ninguna consideración. La población indígena halló dos grandes protectores: la Iglesia y el Estado. Los misioneros se opusieron enérgicamente a los abusos de los malos patronos. Las autoridades hacían cumplir las leyes favorables a los indígenas. Se distinguieron fray Bartolomé de las Casas, fray Toribio de Benavente (Motolinia), don Vasco de Quiroga y otros que dedicaron su vida a defender a los indios y obtener de los reyes de España leyes que los protegieran y beneficiasen.

 

Leyes de Indias

 

La conquista y la colonización españolas, registraron las mismas violencias e injusticias que todas las conquistas y colonizaciones, atenuadas por la presencia de los religiosos y el sentido patriarcal de la vida que tenían los españoles. Por encima de las ambiciones, codicias y pasiones individuales, la nación española perseguía una actividad espiritual: convertir al cristianismo a los naturales y lograr la salvación de sus almas. Estaba prohibido por la iglesia que los cristianos hicieran esclavos a otros cristianos. Las leyes de Indias se inspiraron en estas ideas, salvaron a la población indígena y suavizaron su suerte. La actual presencia del indio y el predominio del mestizo son un testimonio vivo de que se cumplieron las Leyes de Indias.

 

 

Diversiones y fiestas

 

Los juegos de cartas, el teatro, las corridas de toros, los fuegos artificiales, las rondas, las peleas de gallos y las serenatas eran diversión común en la Nueva España desde el siglo XVI. Anualmente se celebraba el paseo del pendón para conmemorar La Conquista. Eran celebradas las tomas de posesión de nuevos reyes de España y virreyes de México. Las fiestas religiosas eran muchísimas. El número de días de descanso llegó a la proporción de uno por tres de trabajo y lo sobrepasaba con la costumbre de "san lunes". La miseria en un fenómeno menos extenso e intenso que en nuestros días.

 

Transformación racial

 

Celebráronse matrimonios entre indígenas y españoles desde la conquista y apareció una generación mestiza. Los negros mezcláronse con españoles e indios y de los primeros resultaron los mulatos y de los segundos los zambos. El negro no prosperó en nuestro país. Se propagó mucho el mestizaje de indio y español y en el siglo XVII la fisonomía étnica del pueblo mexicano era a base del blanco, especialmente criollo, el mestizo y el indio. La más trascendental creación de la época colonial es el mestizaje, base étnica de la nación mexicana.

 

 

MENU